28 agosto 2010

Selye y su reaccion de alarma

Filed under: Hans Selye — admin @ 14:19

Las manifestaciones de esta segunda etapa eran muy diferentes y en muchos casos exactamente opuestas a las que caracterizaban a la reacción de alarma. Selye describe la reaccion de alarma como la alteración primaria, o lesión, mientras que caracteriza a la etapa de resistencia como una alteración secundaria, o defensa.

Etiquetas: , ,

27 agosto 2010

Estimulacion muscular según Hans Selye

Filed under: Hans Selye — admin @ 14:12

Selye da un ejemplo de la Ley del Valor Inicial de Wilder: mientras la estimulacion excesiva muscular puede producir inflamación local, el trabajo muscular intenso suprime la capacidad del tejido muscular sobrecargado para inflamarse por la aplicación local de una sustancia irritante. Wilder observó en 1957 que en muy pocas investigaciones farmacológicas, si es que en alguna, se tiene en cuenta el estado inicial del organismo, aunque esto es por lo menos tan importante como el establecimiento de los controles apropiados.

En efecto, la acción bifásica de los medicamentos en el organismo humano y el animal es un tema ignorado en los modernos tratados farmacológicos alopáticos. Y sin embargo, se trata de un fenómeno bastante generalizado que se menciona con frecuencia en los de los ensayos farmacológicos (y de otro tipo). Los organismos vivientes indudablemente reaccionan bifásicamente a todos los estímulos externos, no solamente a la subclase representada por los medicamentos y los rayos X. Selye observa que la reacción al estrés o el síndrome general de adaptación es bifásico: la exposición al estrés suscita primero una reacción de alarma a la que sigue una etapa de resistencia.

Etiquetas: , ,

19 agosto 2010

Causas de los sintomas clinicos

Filed under: Hans Selye,Signos y Sintomas — admin @ 14:17

Casi todos los sintomas clinicos de las enfermedades infecciosas se deben a la reacción del organismo. El modo de actuar de un agente patógeno en el organismo de un huésped receptivo queda evidenciado… principalmente por las reacciones sintomáticas de parte del individuo. Selye demuestra que los síntomas de la inflamación calor, enrojecimiento, hinchazón y dolor son parte de la reacción de defensa del organismo que sirven para limitar y contener el daño.

Pero lo más común es que la alopatía interprete los síntomas como signo de un cambio morbífico o de una alteración patológica dentro del organismo; esto, naturalmente, es lógicamente incompatible con la idea de que la «enfermedad» es una expresión de la reacción del organismo a un estímulo morbífico.

Etiquetas: , ,

16 agosto 2010

La enfermedad como esfuerzo de adaptación de todo el organismo

Filed under: Hans Selye,medicos homeopatia — admin @ 14:04

La homeopatía mantiene que todas las enfermedades son generales y niega la posibilidad de enfermedades locales o tratamientos locales. Los síntomas del paciente representan la totalidad de su respuesta a un estímulo (agresión) morbífico determinado. El síndrome general de adaptación de Selye es la expresión moderna más notable de esta idea: Lo llamé síndrome general porque lo producen sólo agentes que tienen un efecto general en importantes sectores del organismo. Lo llamé de adaptación porque estimula las defensas y ayuda de ese modo a adquirir y mantener un estado de habituación. Lo llamé síndrome porque sus manifestaciones individuales están coordinadas y son incluso parcialmente interdependientes.

Otros autores alópatas se expresan con ambigüedad sobre este punto, considerando generales o sistemicas algunas enfermedades y locales otras: La enfermedad intestin inflamatoria crónica es la enfermedad sistemica incurable en las que el órgano atacado es el intestino.

Etiquetas: , ,

8 agosto 2010

Textos de Hans Selye

Filed under: Hans Selye,medicos homeopatia — admin @ 23:58

En los libros de texto Hans Selye se define generalmente la medicina alternativa como el remedio de enfermedad, y viceversa. Estas definiciones se apoyan en el supuesto de que los dos estados son opuestos. Lo son realmente, no son más bien diferentes sólo en lo que se refiere al grado y a la posición de los fenómenos vitales que tienen lugar dentro del tiempo y el espacio. La enfermedad no es una mera capitulación ante el ataque, sino también lucha por la salud; a menos que haya lucha, no hay enfermedad. La enfermedad no es sólo sufrimiento, sino también una lucha por mantener el equilibrio homeostático de nuestros tejidos pese al daño infligido.

Aun las enfermedades relacionadas con las bacterias, virus y demás microorganismos, dependen en gran medida, todavía poco clara, de la reactividad o susceptibilidad del organismo. Zinsser escribió que los microorganismos patógenos pueden residir en el organismo por largos períodos sin producir enfermedad manifiesta, por lo tanto, individuos Perfectamente normales pueden en ocasiones albergar organismos de este tipo, durante períodos de tiempo variables.

Etiquetas: , ,
Este contenido tiene un carácter informativo, no debe considerarse como consejos ni opiniones médicas, consulte siempre con su médico.